El progreso de un país requiere generar cimientos sólidos en la formación de sus jóvenes, por ello la PUCE y Banco Pichincha se juntaron para responder al exigente mercado laboral de las finanzas, que enfrenta cambios importantes requiriendo la formación y actualización profesional de las personas es fundamental.